INAH y Embajada de Suiza en México dedican exposición al legado de Gertrude Duby, documentalista de los lacandones

* La muestra busca visibilizar a la periodista, fotógrafa y etnógrafa suiza-mexicana, pionera del ecologismo y defensora de los derechos humanos.

* Inaugurada en el Museo Nacional de las Culturas del Mundo, la exposición simboliza los 75 años de relaciones entre ambas naciones

CDMX. Fotografías, documentos, libros, textiles, joyería, objetos de uso cotidiano, grabaciones y pinturas al óleo reflejan la estancia en México y, particularmente en Chiapas, de la periodista, fotógrafa y etnógrafa suiza Gertrude Duby, feminista, pionera del ecologismo, quien documentó la vida de los pueblos lacandones.

Mediante la colaboración de la Secretaría de Cultura del Gobierno de México, a través del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) y del Museo Nacional de las Culturas del Mundo (MNCM), con la Embajada de Suiza en México y la Asociación Cultural Na Bolom, parte de este importante acervo se presenta en la exposición Gertrude Duby: una suiza para Chiapas, abierta al público el viernes 1 de julio, en dicho recinto museístico.

En el acto inaugural, el secretario técnico del INAH, José Luis Perea González, en representación del director general de la institución, Diego Prieto Hernández, destacó la importancia de documentar la vida social y cultural de los pueblos indígenas de la selva Lacandona, lo que constituye uno de los baluartes en la producción de Gertrude Duby.

Resaltó que la exposición simboliza los 75 años de relaciones entre Suiza y México, y agradeció que esta hermandad continué a través de la colaboración en diferentes ámbitos, como los trabajos de conservación, realizados con el INAH, en la tumba prehispánica en Santiago Tillo, Oaxaca; en el proyecto de restauración de las pechinas de la iglesia de San Fernando, en la Ciudad de México; así como las restauraciones de los altares del Templo de la Misión de Nuestra Señora del Pilar y Santiago de Cocóspera, en Sonora.

El embajador de Suiza en México y Belice, Pietro Piffaretti, tras agradecer la cooperación con el INAH a través del MNCM, indicó que la exhibición busca reafirmar la hermandad entre ambas naciones que la figura de “Trudy”, como le decían de cariño, encarna de manera significativa.

Comentó que Gertrude es un icono de Suiza, por su enorme labor en temas como el cuidado del medio ambiente, la defensa de los derechos humanos, particularmente de las minorías, algo que en su país se valora mucho: “Para nosotros se vuelve un modelo de aprecio de la diversidad humana, del cuidado del patrimonio cultural y natural, y de la importancia de la salvaguarda de la identidad de nuestras sociedades”.  

En su intervención, la directora del MNCM, Alejandra Gómez Colorado, mencionó que en esta exposición, apoyada por el Museo Na Bolom, Duby comparte con el mundo la riqueza de la cultura lacandona, así como su compromiso en el cuidado de la naturaleza, la empatía por la gente que ha padecido grandes tragedias, la gratitud por la hospitalidad, la amistad y la voluntad de compartir.

Curada por el investigador del MNCM, Hamlet Antonio García Zúñiga, la muestra devela varias facetas de la vida de Gertrude Duby de Blom (1901-1993). El público podrá aproximarse a su carácter, intereses e intenciones, y observar pasajes de su vida. La exposición se enriquece con objetos de uso cotidiano, grabaciones de cantos lacandones, y pinturas hechas por niñas y niños del pueblo chiapaneco de Nahá.

El montaje se estructura en cinco módulos, titulados “vidas de Duby”, según definió ella misma: su infancia en los Alpes suizos, en el pueblo de Innertkirchen, que influyó en su decisión de estudiar en la Escuela Suiza de Horticultura para Mujeres, en Niederlenz, y su primera aproximación a la atención de problemas sociales en la Escuela Social para Mujeres, en Zúrich.

El segundo apartado toca su papel como activista y periodista socialista, antifascista y feminista en varios países de Europa, entre los años veinte y treinta del siglo pasado, siendo apresada por ello en dos ocasiones, y orillada a exiliarse en América, en 1940, en un viaje en el que conoció la cultura lacandona, a través de un libro de etnología mexicana.

El recorrido museográfico continúa con la llegada de Duby a América, donde ejerció como periodista, en Estados Unidos, hasta conseguir su visa para México con la idea de llegar a la región lacandona. En el camino, acompañó a personas refugiadas, documentó la labor femenina en fábricas; en Morelos, recogió algunos testimonios de mujeres que lucharon junto a Emiliano Zapata; entre otras actividades.

Su “cuarta vida” inicia con su llegada a Chiapas en 1943; ya dotada de experiencia en la investigación social y conocimiento de la cultura mexicana, forma parte de la primera expedición indigenista para establecer relaciones con el pueblo lacandón, del que documentó su forma de vida y cultura, así como sus luchas contra la destrucción de su territorio y por el derecho a la autodeterminación.

Su última etapa se ubica en San Cristóbal de las Casas, donde Duby y el arqueólogo danés Frans Blom, quien se convertiría en su esposo, establecieron su residencia definitiva y fundaron la Asociación Cultural Na Bolom (“Casa del jaguar”, en tsotsil), espacio especializado en las culturas chiapanecas.

La muestra permanecerá abierta al público hasta el 30 de octubre próximo, en el segundo nivel del MNCM. La entrada es gratuita.



Categorías:Foto del día

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: