Se entregó la primera etapa de las obras de restauración del Ex Convento del Carmen Alto, en la ciudad de Oaxaca de Juárez

  • La edificación del siglo XVI, emblemática de la capital oaxaqueña, fue intervenida por el INAH y el gobierno estatal bajo la normatividad vigente.
  • El proyecto integró arquitectura contemporánea en contexto histórico, para albergar a la Escuela de Gastronomía de la UTVCO.

Oaxaca, México. El Ex Convento del Carmen Alto, edificación del siglo XVI, emblemática de esta ciudad, fue intervenido y restaurado por la Secretaría de Cultura federal, a través del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), y el Gobierno del Estado Oaxaca, mediante un amplio proyecto que integró arquitectura contemporánea en contexto histórico bajo la normatividad vigente, para albergar a la Escuela de Gastronomía, de la Universidad Tecnológica de los Valles Centrales de Oaxaca (UTVCO), así como una biblioteca temática y un auditorio de usos académicos y públicos.

El proyecto de restauración en esta edificación se añade a las labores que ha realizado el Programa Nacional de Reconstrucción en 315 monumentos históricos de la entidad, afectados por distintos eventos naturales durante 2017 y 2020.

El gobernador del Estado de Oaxaca, Alejandro Murat Hinojosa, destacó que como parte del proyecto de restauración del inmueble conventual, se acordó con el INAH que la custodia del mismo quede en el gobierno estatal. “Así, este lugar seguirá siendo un espacio generador de conocimiento y de producción artística, porque eso es la gastronomía de Oaxaca, es arte”.

En su intervención, el director del Centro INAH Oaxaca, Joel Omar Vázquez Herrera, explicó que, hace seis años, el INAH fue la primera institución federal en firmar un convenio de colaboración con el gobierno estatal, donde uno de los ejes fue la recuperación de espacios como el Ex Convento del Carmen Alto.

Recordó que en los primeros acercamientos que tuvieron el director general del INAH, Diego Prieto Hernández, y el gobernador Alejandro Murat, se propuso la firma de un convenio de colaboración con ocho ejes estratégicos, los cuales se cumplieron al pie de la letra.

“Recuperar más de 300 monumentos históricos ha sido una tarea descomunal, probablemente uno de los mayores desafíos que ha tenido el INAH en sus 83 años de vida”, señaló el antropólogo Vázquez Herrera, al referir que esta labor ha reunido sinergias y esfuerzos de los especialistas del Área de Monumentos Históricos del Centro INAH Oaxaca, con los de los institutos del Patrimonio Cultural del Estado de Oaxaca (Inpac) y Oaxaqueño Constructor de Infraestructura Física Educativa, así como con la Secretaría de Economía del estado.

Vázquez Herrera expresó que la recuperación del Ex Convento del Carmen Alto, también se tradujo en hallazgos históricos, avalados por investigadores y especialistas del INAH, como Jaime Abundis, quien resaltó la importancia histórica del desagüe creado por los carmelitas descalzos, quienes lo diseñaron considerando el declive del terreno, mostrando un gran conocimiento de la arquitectura y la ingeniería desde el siglo XVI.

Por su parte, el director de Planeación y Proyectos del Inpac, Guillermo González León, explicó que el proyecto y la ejecución de obra requirió de una amplia investigación para lograr la inserción arquitectónica contemporánea dentro del edificio, cuidando todos los lineamientos que dictan el INAH y el Plan Parcial de Conservación para el Centro Histórico de la Ciudad de Oaxaca; “siempre se respetó que fuera el monumento histórico el que diera la pauta al nuevo proyecto, incorporando los cánones consignados en las cartas internacionales de restauración monumental e histórica”.

A su vez, el perito del Área de Monumentos Históricos del Centro INAH Oaxaca y encargado de la supervisión de la obra, Raúl Pacheco Pérez, puntualizó que la intervención arquitectónica se entrega habiéndose recuperado el sistema constructivo original del conjunto conventual, así como el sistema de viguería y el desplante original de la cloaca; y la consolidación en la restauración general del edificio.

El arquitecto abundó que el proyecto terminal es más ambicioso, e incluye el retiro de las losas de concreto que se encontraron en la parte nororiente y colindante con la actual Escuela de Gastronomía de la UTVCO, así como la instalación del equipo especializado para la universidad, el mobiliario para la oficina, los estudiantes, la biblioteca y sus acervos, así como el auditorio.

Por su parte, Jorge Bueno Sánchez, cronista de la ciudad de Oaxaca, recordó que para construir el convento, los religiosos solicitaron el espacio que ocupó la Ermita de la Santa Veracruz, punto fundamental para las fiestas de El Lunes del Cerro o Guelaguetza, dadas las celebraciones prehispánicas ocurridas ahí.

En la inauguración de los nuevos espacios para la UTVCO también estuvieron la presidenta honoraria del Sistema DIF Estatal, Ivette Morán de Murat; el director general de Universidades Tecnológicas y Politécnicas de la Secretaría de Educación Pública, Herminio Baltazar Cisneros; la rectora de la UTVCO, Nydia Delhi Mata Sánchez, y la gastrónoma Thalía Barrios García.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s